Mipymes, motor prioritario de la economía panameña

Escrito por Redacción Istmo

En July 15, 2021

Aunque Panamá presenta un mercado financiero relativamente bien desarrollado, para 2017 la brecha de financiamiento del sector Mipyme era de US$ 21 mil millones -equivalente al 41% del PIB-, otorgándose solamente un quinto de lo demandado.

El financiamiento a Mipymes representa únicamente el 26% de la cartera del sistema, ubicando a Panamá entre los cuatro países de ALC con mayores restricciones al crédito para Mipymes.

Ante los efectos de la pandemia del COVID-19, la situación económica agravó los desafíos para la viabilidad de las Mipymes y su acceso a fuentes de financiamiento, deteriorando su situación financiera y en consecuencia su capacidad para hacer frente a sus obligaciones.

En un esfuerzo por estimular la liquidez de corto y mediano plazo a las Mipymes afectadas por la crisis, Panamá, con el apoyo del BID, aprobó el Programa Global de Crédito para la Defensa del Tejido Productivo y el Empleo por US$ 150 millones. Este programa contribuirá a disminuir las restricciones de acceso a crédito que enfrentan las Mipymes apoyando así su supervivencia durante la crisis.

Esta apertura de crédito al sector permitirá preservar los empleos que genera, lo que a su vez minimiza la carga sobre los sistemas de protección social y maximiza la velocidad de recuperación económica una vez sea superada la emergencia sanitaria. Los recursos están enfocados a los sectores más vulnerables de la economía panameña, como por ejemplo el sector agropecuario y su cadena de valor.

Este sector emplea el 14% de la población activa, con casi 257 mil empleos directos -afectando de forma integral a más de 1,5 millones de personas, equivalente al 36% de la población total del país, de los cuales el 80% son pequeños productores. El sector es especialmente crítico para la seguridad alimentaria y la equidad de la sociedad panameña, ya que la mayoría de las actividades se llevan a cabo en las zonas rurales con brechas de ingresos de hasta un 41%. Sin embargo, el programa también apoyará otros sectores afectados por la crisis, incluyendo el turismo y la industria.

En total, la intervención dirigirá sus recursos a más de 5,700 Mipymes, tanto las afectadas por la crisis del COVID-19 como aquellas dentro de cadenas de valor estratégicas, que se integran al sector comercio y servicios, por su grado de vulnerabilidad frente a la crisis.

Los recursos, canalizados a través del Banco Nacional de Panamá, entidad bancaria al servicio del Estado panameño, han beneficiado a la fecha a más de 1,900 Mipymes del sector agropecuario, comercio, servicios, entre otros, para evitar quiebras de empresas viables y contribuir con financiamiento productivo de mediano plazo a la recuperación económica.

En 2021, el Banco continuará apoyando el esfuerzo del país para oxigenar el tejido productivo panameño, a través de un segundo programa de crédito de apoyo a las Mipymes, que además de continuar su financiamiento a la recuperación, fortalecerá su enfoque en las áreas transversales de desarrollo, en términos de género, sostenibilidad ambiental y digitalización.


Redacción Istmo

Categorías

%d bloggers like this: